Desde la sección de quejas vecinales uno de nuestros lectores nos envía esta imagen de una pequeña escombrera en la parte inicial de la carretera de Olías en el barrio de La Pelusa. El problema es que día a día se va acumulando basuras junto a un espacio público por el que pasean numerosos escolares y vecinos a diario. Nuestro lector advierte de que ya han visto algún roedor por esta zona, además de ser un foco de suciedad y de imagen de abandono que se ofrece al resto de la ciudadanía.