Vecinos de la urbanización Atalaya de Jarazmín denuncian el mal estado en el que se encuentran las calles de la urbanización cuyo mantenimiento depende de una promotora

La Atalaya de Jarazmín es una de las nuevas urbanizaciones que se han construido en el Distrito Este, sin embargo, son numerosos los problemas que se han encontrado los vecinos, sobre todo, en las zonas públicas. Para Ramón Rodríguez, presidente de la Asociación de Vecinos Atalaya de Jarazmín, el mayor peligro es un parque infantil donde hay una serie de tablas y tornillos sueltos y que están en la vía pública donde cualquiera puede acceder. Rodríguez afirma que es la promotora de la urbanización la que debe mantener estas instalaciones puesto “que esa zona no se ha recepcionado todavía por el Ayuntamiento”. Sin embargo, el presidente de esta asociación confirma que no es el único problema, así “en la zona de senderismo los árboles secos, matorrales y malas hierbas” acentúan el panorama de abandono.

Desprendimiento de tierras

Y es que el mantenimiento de estas zonas también son competencia de la propia promotora, pero la dejadez y peligro es tal que ya se han producido algunos desprendimientos de tierra, tapando parcialmente esta área de paseo. Para Rodríguez la situación puede empeorar con las futuras obras que la promotora tiene previsto ejecutar en breve en esta zona. Pero desde esta asociación no sólo hay demandas a la promotora sino también a la propia Junta del Distrito. Una de las principales reclamaciones es la necesidad de tener una parada de autobús más cerca de sus viviendas, así como, poder contar con un pequeño acerado en la zona que permitan a las familias poder llevar a sus hijos a los colegios cercanos sin tener que invadir parte de la carretera.

 

Estado actual del parque infantil

Deterioros del parque público.

Tornillos sueltos
Tornillos mal ajustados.